Servicio técnico a domicilio: unos consejos prácticos

Servicio técnico a domicilio: unos consejos prácticos
Servicio técnico reparación

Servicio técnico

Un servicio técnico, también conocido como “servicio de asistencia técnica” o SAT, es cualquier negocio o profesional independiente dedicado a instalar, reparar y hacer el mantenimiento de aparatos electrodomésticos. Atendiendo a dónde se presta el servicio, un SAT puede ofrecer su servicio de reparación de electrodomésticos en su taller. Este es un establecimiento donde desarrolla su actividad y a donde el usuario se dirigirá con su aparato averiado. Pero cuando el aparato a arreglar es voluminoso y/o pesado, será el técnico quien se desplace al domicilio del usuario.

Servicio técnico a domicilio

Antes de llamar a un servicio técnico (SAT) para que te arregle en tu casa un electrodoméstico averiado te recomendamos seguir estos consejos:

¿Está en garantía?

Si el aparato está en garantía, busca un SAT oficial de la marca para que venga a arreglártelo y no pierdas la garantía (en las instrucciones del aparato, en la web oficial del fabricante o pregunta al vendedor).

¿Fuera de garantía?

Si el electrodoméstico está fuera de garantía, antes que nada, consulta tu documentación para ver si tienes en algún seguro (de hogar, del coche) o servicio de reparaciones a domicilio ventajosas (por ejemplo, con tu banco), que cubra la avería.

Mejor un SAT con local comercial

Si no hay alternativa, localiza un servicio técnico con establecimiento físico comprobable. Huye de los servicios que sólo anuncian un móvil, que lo arreglan todo, todas las marcas, en todas partes, en urgencias, etc.

Sistema Arbitral de Consumo

Entre dos SAT parecidos, opta siempre por el que esté adherido al sistema arbitral de consumo. Es una garantía de que en caso de discrepancia las cosas las resolverá un tercero imparcial.

NO vayas de urgencias

Salvo que sea algo muy urgente, no recurras a servicios de urgencia a domicilio (en festivos o fuera del horario laboral), ya que te sacarán los ojos.

Presupuesto por favor

Al hacer la solicitud de presupuesto reclama te aclaren los distintos conceptos de la atención a domicilio (si es posible por escrito, por fax o e-mail): coste del desplazamiento, coste de la hora de mano de obra, del recargo por tiempo mínimo (cuando el técnico arregla la avería en un periquete), y no aceptes renunciar a su elaboración.

La norma que regula estas reparaciones a domicilio* dice así:

3.1 Todo usuario o quién actúe en su nombre tiene derecho a un presupuesto previo escrito. Este presupuesto tendrá una validez mínima de treinta días desde la fecha de comunicación al usuario.

3.2 En el presupuesto deberá figurar:

3.2.1 Nombre, domicilio y número de identificación fiscal del SAT.
3.2.2 Nombre y domicilio del usuario.
3.2.3 Marca, modelo y número de serie del aparato.
3.2.4 Motivo de la reparación.
3.2.5 Diagnóstico de la avería.
3.2.6 Pagos a satisfacer por la prestación del servicio o servicios requeridos, referencia genérica a las piezas de repuesto a utilizar, o cualquier otro concepto.
3.2.7 Fecha y firma de persona responsable del S.A.T.
3.2.8 Fecha prevista de entrega del aparato ya reparado, o en su caso, la fecha de la reparación cuando ésta se vaya a realizar en el domicilio del usuario.
3.2.9 Espacio reservado para la fecha y la firma de aceptación por el usuario.
3.2.10 Tiempo de validez del presupuesto.

Prueba y factura

Antes de dejar marcharse al técnico comprueba que el aparato funciona correctamente. Y exige que te den una factura detallada (identificación completa del SAT y tuya, marca y modelo del aparato, operaciones realizadas, precio desglosando piezas y mano de obra, IVA, fecha y firma de la persona responsable del SAT).

De nuevo, el Real Decreto mencionado dice al respecto de la factura:

5.1 Todos los servicios de asistencia técnica están obligados a entregar al usuario factura, en la que se detallarán las operaciones realizadas, las piezas de repuesto utilizadas y el tiempo de mano de obra empleado, con expresión de sus respectivos importes. Igualmente deberá reflejarse la cuantía de los conceptos por desplazamiento, transporte u otros que se facturen incluyéndose los datos fiscales en la forma prevista en su normativa reguladora.

Asimismo, deberán fijar en factura los siguientes datos:

5.1.1 Número de orden correlativo.
5.1.2 Nombre, domicilio y número de identificación fiscal del SAT.
5.1.3 Nombre y domicilio del usuario.
5.1.4 Marca y modelo del aparato reparado.
5.1.5 Fecha y firma de persona responsable de SAT.
5.2 La cuantía de la factura deberá corresponder tanto en lo que se refiere a la valoración de piezas de repuesto, como a la mano de obra y a la prestación de otros servicios, a lo establecido en los puntos 3.3.1, 3.3.2 y 3.3.3 del artículo 3.º del presente Real Decreto.

No obstante lo anterior, los servicios de asistencia técnica podrán facturar quince, treinta o sesenta minutos según se trate de pequeño aparato de uso doméstico, línea blanca o electrónica o línea marrón, respectivamente, como tiempo mínimo de trabajo cuando el servicio se realice en el domicilio del usuario y el tiempo real de ocupación fuera inferior al citado anteriormente por tratarse de una avería de sencilla reparación.

5.3 Cuando exista presupuesto, la cuantía y concepto de la factura deberá corresponderse con éste.
5.4 En aquellos servicios realizados en el domicilio del usuario, los gastos del desplazamiento, que deberán reflejarse en factura, no podrán ser exigidos más que por una sola vez, aun cuando el servicio requerido afecte a varios aparatos y aun cuando fueran necesarios varios desplazamientos para la realización del mismo servicio. No se cobrará el desplazamiento si el usuario está ausente.

Quédate con las piezas

Exige que te entreguen las piezas sustituidas y guárdalas junto con toda la publicidad del servicio técnico. Esta última forma parte del contrato y la empresa está obligada a su cumplimiento. Dispones por Ley de una garantía de tres meses, salvo en caso de manipulación por terceros, fuerza mayor o uso inadecuado.

Hojas de reclamaciones

El técnico que se desplace está obligado a llevar consigo hojas de reclamaciones. Pídelas si las cosas no salen bien o reclama directamente a Consumo contra el profesional o servicio técnico. En caso de problemas, lo primero solicitar explicaciones al SAT, y si este se niega, solicitar Hoja de reclamaciones, y si está adherido al arbitraje de consumo, solicitar celebración de arbitraje de consumo.

Normativa que regula los servicios técnicos de electrodomésticos

La normativa específica de este sector se encuentra recogida en el Real Decreto 58/1988, de 29 enero, de Protección de los Derechos del Consumidor en el servicio de reparación de aparatos de uso doméstico (BOE 29/1988, de 3 de febrero de 1.988).

Consumoteca

Consumoteca es una iniciativa de Juan del Real Martín para hacer tu vida como consumidor o usuario más fácil y ayudarte a elegir bien. En nuestros 4300 contenidos te ofrecemos consejos y experiencias de otros consumidores para que no te pase a ti lo mismo, muy poca publicidad, la suficiente para mantener viva esta Comunidad de consumidores y un lenguaje de la calle, sin enredos ni terminología de expertos profesionales.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar Menú

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración. Más Info

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close