Servicio técnico: qué es. Tipos de servicios técnicos

Servicio técnico: qué es. Tipos de servicios técnicos

Servicio técnico

Un servicio técnico, también conocido como «servicio de asistencia técnica» o «SAT», es cualquier negocio o profesional independiente dedicado a instalar, reparar y hacer el mantenimiento de aparatos electrodomésticos.

Los servicios técnicos pueden ofrecer su servicio en los establecimientos donde desarrollan su actividad o en el domicilio de los usuarios y pueden ser o no oficiales según representen directamente y pertenezcan a  una marca determinada de electrodomésticos o no.

Definición legal

Según el artículo 1.2.2. del Real decreto 58/1988 que regula los servicios técnicos:

1.2.2 «Servicio de Asistencia Técnica» (SAT): Son aquellos establecimientos o personas que, cumpliendo los requisitos reglamentarios establecidos para esta actividad, se dediquen a la reparación, instalación y/o conservación o mantenimiento de aparatos de uso doméstico y presten sus servicios tanto en los locales donde se desarrolla su actividad como en los domicilios de los usuarios.

El campo de actuación de los SAT son los aparatos eléctricos que habitualmente tenemos en nuestros hogares. Según el tipo de electrodoméstico, suelen clasificarse en tres grandes grupos:

Por su parte, el artículo 12 de la Ley de Comercio*, habla de la «Garantía y servicio postventa«:

1. El vendedor de los bienes responderá de la falta de conformidad de los mismos con el contrato de compraventa, en los términos definidos por la legislación vigente.

2. Los productos puestos a la venta se podrán ofrecer acompañados de una garantía comercial que obligará a la persona que la ofrezca en las condiciones establecidas en el documento de garantía y en la correspondiente publicidad. La garantía comercial adicional ofrecida por el vendedor deberá en todo caso recoger las obligaciones que, en materia de garantías de bienes de consumo, vengan impuestas por Ley.

3. El productor, o, en su defecto, el importador, garantizará, en todo caso, frente a los compradores, la existencia de un adecuado servicio técnico para los bienes de carácter duradero que fabrica o importa, así como el suministro de piezas de repuesto durante un plazo mínimo de cinco años a contar desde la fecha en que el producto deje de fabricarse.

4. La acción o derecho de recuperación de los bienes entregados por el consumidor o usuario al comerciante para su reparación prescribirá a los tres años a partir del momento de la entrega. Reglamentariamente, se establecerán los datos que deberá hacer constar el comerciante en el momento en que se le entrega un objeto para su reparación y las formas en que podrá acreditarse la mencionada entrega.

Tipos de servicio técnico

Atendiendo a dónde se presta el servicio, un SAT puede ofrecer su servicio de reparación de electrodomésticos en su taller.

Este es un establecimiento donde desarrolla su actividad y a donde el usuario se dirigirá con su aparato averiado. Si el aparato es grande y/o pesado, será el técnico quien se desplace al domicilio del usuario. Ojo porque esto puede significar tener que pagar gastos de desplazamiento a tu domicilio.

Y también gastos de urgencia si llamas en fin de semana o festivo en tu localidad. Negocia estos dos aspectos antes de confirmar tu OK a la visita del técnico.

Atendiendo al respaldo por parte de las marcas que repara, un servicio técnico puede ser oficial (servicio técnico oficial) o no oficial. La realidad es que los servicios no oficiales utilizan los símbolos, nombres y logotipos de las marcas en su comunicación hasta el punto de que el consumidor no sabe si es oficial o no de la marca cuando contrata. Y la ley lo prohíbe:

1.2.3 «SAT Oficial de Marca»: Son aquellos servicios de asistencia técnica que posean autorización escrita del fabricante o de su representante legal en España.

En el caso de los talleres no autorizados como SAT oficiales de marca, queda prohibida la ostentación de referencias a marcas, tanto en el exterior como en el interior del taller, que pueda inducir a confusión o error al usuario, respecto a la vinculación citada en el presente artículo.

Los SAT oficiales están obligados a reparar los artículos de la marca y gama que representen, con independencia de su lugar de adquisición, para lo cual disponen de una autorización escrita del fabricante, o de su representante legal en España.

Los SAT oficiales además de recibir formación de la marca, pueden ostentar en su local los distintivos de la misma y no están obligados a reparar aparatos de marcas distintas a las que representan.

Consejos antes de contratar un servicio técnico

Antes de encomendar una reparación a un servicio técnico ten en cuenta lo siguiente:

  • Si tu electrodoméstico se encuentra en garantía legal (2 primeros años o dentro de una garantía comercial del fabricante superior): es recomendable consultar a la propia marca fabricante sobre su servicio técnico oficial (SAT oficial).

    No es recomendable recurrir al primer SAT que aparezca en Google, ya que esta actividad está llena de cientos de «profesionales» que se anuncian en Google con nombres algo confusos para que les contrates. En algunos casos, algunas webs recogen tus datos y «subastan» tu reparación entre «profesionales» a veces sin muchos escrúpulos.
  • Si tu electrodoméstico está fuera de garantía: localiza un servicio técnico que al menos en apariencia sea serio.

    Preguntas a hacer antes de nada es si conoce tu marca de aparato, cuándo se puede acercar a echar un vistazo (o cuándo puedes llevárselo tú), si hay costes por visita, si hay algún tipo de recargo por lo que sea.

Normativa que regula los SAT

  • Real Decreto 58/1988, de 29 de enero, sobre protección de los derechos del consumidor en el servicio de reparación de aparatos de uso doméstico (ver online).
  • Ley 7/1996, de 15 de enero, de Ordenación del Comercio Minorista (ver online).

Consumoteca

Consumoteca es una iniciativa de Juan del Real Martín para hacer tu vida como consumidor o usuario más fácil y ayudarte a elegir bien. En nuestros 3500 contenidos te ofrecemos consejos y experiencias de otros consumidores para que no te pase a ti lo mismo, muy poca publicidad, la suficiente para mantener viva esta Comunidad de consumidores y un lenguaje de la calle, sin enredos ni terminología de expertos profesionales.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.