Publicidad ilícita

Publicidad ilícita
Publicidad de iDental en una clínica de Valencia (fuente: www.infolibre.es/)

Esta entrada “Publicidad ilícita” se publicó originalmente el 21 de octubre de 2009 y ha sido actualizada con fecha 21 de octubre de 2019.

Publicidad

En España, las formas de publicidad se regulan en la Ley 34/1988, de 11 de noviembre, General de la Publicidad.

Esta ley define la publicidad en su artículo como:

Toda forma de comunicación realizada por una persona física o jurídica, pública o privada, en el ejercicio de una actividad comercial, industrial, artesanal o profesional con el fin de promover de forma directa o indirecta la contratación de bienes muebles o inmuebles, servicios, derechos y obligaciones.

Publicidad ilícita

Según el Artículo 3 de esa misma Ley, es ilícita la que atenta contra los derechos de la Constitución, la publicidad engañosa, la publicidad desleal o la publicidad subliminal.

a) La publicidad que atente contra la dignidad de la persona o vulnere los valores y derechos reconocidos en la Constitución, especialmente a los que se refieren sus artículos 18 y 20, apartado 4. Se entenderán incluidos en la previsión anterior los anuncios que presenten a las mujeres de forma vejatoria, bien utilizando particular y directamente su cuerpo o partes del mismo como mero objeto desvinculado del producto que se pretende promocionar, bien su imagen asociada a comportamientos estereotipados que vulneren los fundamentos de nuestro ordenamiento coadyuvando a generar la violencia a que se refiere la Ley Orgánica de medidas de protección integral contra la violencia de género.

b) La publicidad engañosa.

c) La publicidad desleal.

d) La publicidad subliminal.

e) La que infrinja lo dispuesto en la normativa que regule la publicidad de determinados productos, bienes, actividades o servicios.

Publicidad y competencia desleal

La ley de competencia desleal* de 1991 también tiene en cuenta los efectos de una publicidad ilícita en cualquiera de sus formas, sobre empresas competidoras.

Su artículo 1 dice así:

Artículo 1. Finalidad.

Esta ley tiene por objeto la protección de la competencia en interés de todos los que participan en el mercado, y a tal fin establece la prohibición de los actos de competencia desleal, incluida la publicidad ilícita en los términos de la Ley General de Publicidad.

Y el artículo 10 regula la publicidad comparativa:

Artículo 10. Actos de comparación.

La comparación pública, incluida la publicidad comparativa, mediante una alusión explícita o implícita a un competidor estará permitida si cumple los siguientes requisitos:

a) Los bienes o servicios comparados habrán de tener la misma finalidad o satisfacer las mismas necesidades.

b) La comparación se realizará de modo objetivo entre una o más características esenciales, pertinentes, verificables y representativas de los bienes o servicios, entre las cuales podrá incluirse el precio.

c) En el supuesto de productos amparados por una denominación de origen o indicación geográfica, denominación específica o especialidad tradicional garantizada, la comparación sólo podrá efectuarse con otros productos de la misma denominación.

d) No podrán presentarse bienes o servicios como imitaciones o réplicas de otros a los que se aplique una marca o nombre comercial protegido.

……

Real Decreto Legislativo 1/2007

La ley de defensa de los consumidores y usuarios vigente (Real Decreto Legislativo 1/2007*), dedica su artículo 61 ( Integración de la oferta, promoción y publicidad en el contrato) a la publicidad en un proceso de venta.

  1. La oferta, promoción y publicidad de los bienes o servicios se ajustarán a su naturaleza, características, utilidad o finalidad y a las condiciones jurídicas o económicas de la contratación.

  2. El contenido de la oferta, promoción o publicidad, las prestaciones propias de cada bien o servicio, las condiciones jurídicas o económicas y garantías ofrecidas serán exigibles por los consumidores y usuarios, aún cuando no figuren expresamente en el contrato celebrado o en el documento o comprobante recibido y deberán tenerse en cuenta en la determinación del principio de conformidad con el contrato.

  3. No obstante lo dispuesto en el apartado anterior, si el contrato celebrado contuviese cláusulas más beneficiosas, estas prevalecerán sobre el contenido de la oferta, promoción o publicidad.

Normativa que regula la publicidad

En España tenemos dos normativas interrelacionadas que hacen alusión cruzada a la publicidad ilícita. De hecho el Artículo 18 (Publicidad ilícita) de la Ley 3/1991 dice que “la publicidad considerada ilícita por la Ley General de Publicidad, se reputará desleal“.

  • Ley 34/1988, de 11 de noviembre, General de la Publicidad (ver PDF). Esta norma derogó el anticuado Estatuto de la Publicidad de 1964.
  • Ley 3/1991, de 10 de enero, de Competencia Desleal (ver PDF).
  • Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias.

Esta entrada “Publicidad ilícita” se publicó originalmente el 21 de octubre de 2009 y ha sido actualizada con fecha 21 de octubre de 2019.

Eva Tamames

Soy una abogado con ejercicio en Madrid con muchos años de experiencia en el derecho de recuperaciones. He trabajado para varios de los más grandes bancos de este país, en su área de recuperaciones. En la actualidad ejerzo la abogacía en el ámbito de la violencia de género. Creo que Consumoteca es un proyecto participativo que tiene que ocupar un gran vacío entre la información de las empresas por un lado, y la de las asociaciones e instituciones de consumo. En medio no hay nada, y mucho menos, nada que sea participativo, terreno que están ocupando Blogs y contenidos poco elaborados de baja factura.

Esta entrada tiene 0 comentarios

  1. elmer

    no sirve de nada borrenlo bastard`s

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.