Seguridad de los productos

La seguridad de los productos es el derecho que nos asiste en el mercado para adquirir y utilizar productos seguros, ya sean nuevos, usados o reacondicionados, ya sean adquiridos de forma onerosa (previo pago) o gratuita.

Un producto es seguro cuando su uso en condiciones normales no nos provoca ningún daño.

La seguridad de los productos es una de las cinco garantías y derechos básicos de los consumidores (salud y seguridad, intereses económicos, información, indemnización y audiencia).

La normativa de protección de los consumidores* vela porque los productos que se ponen en el mercado sean seguros.

-Si un producto concreto no dispone de una normativa específica de seguridad o ésta no cubra todos los riesgos o categorías de riesgos del producto, para evaluar su seguridad, garantizando siempre el nivel de seguridad que los consumidores pueden esperar razonablemente, se tendrán en cuenta los siguientes elementos:

-Normas técnicas nacionales que sean transposición de normas europeas no armonizadas.

-Normas UNE.

-Las recomendaciones de la Comisión Europea que establezcan directrices sobre la evaluación de la seguridad de los productos.

-Los códigos de buenas prácticas en materia de seguridad de los productos que estén en vigor en el sector, especialmente cuando en su elaboración y aprobación hayan participado los consumidores y la Administración pública.

-El estado actual de los conocimientos y de la técnica.

Excepciones de la norma
La normativa de protección de los consumidores excluye a los productos usados que se suministren como antigüedades o para ser reparados o reacondicionados antes de su utilización, siempre que el proveedor informe de ello claramente a la persona a la que suministre el producto.

* Real Decreto 1801/2003, de 26 de diciembre, sobre seguridad general de los productos.

Juan del Real Martín

Soy economista y experto en derecho del consumo y comercio electrónico. He vivido en muchos lugares y me gusta leer y montar en moto. Después de trabajar durante ocho años en la asociación de consumidores más grande de España, decidí crear y financiar Consumoteca.com de mi bolsillo en 2009 para ayudar a las personas a no ser engañadas por las empresas. Consumoteca, con 4.200 contenidos prácticos, tiene una vocación de servicio gratuito para toda la comunidad. Quiero contribuir con mis conocimientos en derecho del consumo, así como en Internet y comercio electrónico a una sociedad más informada. Lo que me gusta de mi proyecto es que está vivo y crece cada día. Todos tenemos una responsabilidad como consumidores. La mía está aquí, en Consumoteca.com.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar Menú

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración. Más Info

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close