Nueva factura eléctrica: todo lo que debes saber

Nueva factura eléctrica: todo lo que debes saber

La nueva factura eléctrica, que entró en vigor el 1 de junio supone un cambio casi sin precedentes. En este post te contamos todas las novedades de esta nueva facturación de la electricidad  para que no te lleves una sorpresa en tu próxima recibo de la luz.

 El reciente cambio permite hablar de discriminación horaria, y recogerá una simplificación en las tarifas. Pero… ¿Qué es discriminación horaria? Se trata de una tarifa en la que el precio de la electricidad (kWh) cambia atendiendo a la hora a la que la consumes.

¿A quién afecta la nueva factura de la luz?

Según la Comisión Nacional del Mercado y la Competencia (CNMC), los beneficiados de la nueva factura de la luz por franjas horarias con las actuales tarifas son los 19 millones de consumidores que hasta ahora no disponían de discriminación horaria, mientras que la factura eléctrica se acrecentará para casi 11 millones de consumidores que ya tenían discriminación y un precio más asequible.

La estructura de la nueva factura eléctrica influye a todos los consumidores incluidos a los que poseen una tarifa PVPC como los que se encuentran en el mercado libre. Sin embargo, los del mercado regulado tienen que hacer frente a una carga adicional: el precio récord de la luz.

Los especialistas sostienen que el PVPC, pese a las variaciones continuas en los precios, resulta mejor opción que las tarifas del mercado libre. Ambas tarifas comparten dos factores: los peajes y los impuestos (21% de IVA y 5,11% del impuesto especial sobre la electricidad). 

¿Cuál es su diferencia?

El PVPC supone la oferta eléctrica del mercado regulado. De este modo, el precio lo sostiene diariamente el mercado mayorista y el Gobierno es el que detenta la facultad de supervisar. Para acceder a esta modalidad de contrato, debes disponer de una potencia contratada igual o inferior a 10 kW, instalación eléctrica de baja tensión y contador digital.

Asimismo, aquellos que se hayan acogido al PVPC pueden solicitar el bono social de electricidad, que supone un descuento del 25% o del 40% para los consumidores en situaciones vulnerables que satisfagan algunos requisitos.

Por su parte, en el mercado libre, es la comercializadora la que ofrece los precios. Los consumidores no pueden suscribir el bono social, aunque las compañías eléctricas suelen proponer algunos descuentos y promociones. Como cliente puedes seleccionar entre diversos planes, como puede ser el precio fijo, con discriminación horaria o tarifa plana. Las familias que decidan acogerse al mercado libre pueden acordar servicios de mantenimiento.

¿Cuál es mejor opción?

Para comenzar te diremos que los consumidores del mercado libre tienen más variedad de servicios con la ventaja de no tener que estar pendientes de los horarios (tramos valle, llano y punta) tras el cambio producido por la nueva normativa. Sin embargo, el precio no es inferior respecto al mercado regulado.

En momentos concretos, el PVPC aumentará la tarifa, pero los expertos coinciden en que, con el tiempo, es más barato. La finalidad de la discriminación horaria es eludir picos de demanda eléctrica, favoreciendo con un precio más bajo si consumes la electricidad en las horas de menor demanda, esto es, cuando la producción y distribución de electricidad resulta más económico.

Así, si realizas buena parte de tu consumo eléctrico en las horas de menor demanda las conocidas como horas valle y horas llano, podrás ahorrar de forma considerable en la nueva factura eléctrica que recibes cada mes. Sin embargo, en las horas punta el precio del kWh será más caro.

Los distintos tipos de discriminación horaria que conocemos en la actualidad se reforman, permitiendo que haya una única discriminación horaria de la Tarifa 2.0TD.

¿Cuáles son los tramos horarios?

Los tramos horarios son los siguientes: punta, llano y valle.

Hora punta 

El más costoso (hora punta) será por la mañana, que transcurre entre 10 y las 14 horas y por la tarde-noche entre las 18 y las 22 horas.

Hora llana 

El precio equilibrado (hora llana) será por la mañana de 8 a 10 horas, por la tarde de 14 a 18 horas y por la noche de 22 a 24 horas.

Hora valle

El más barato (hora valle) será entre las 24 y las 8 horas. Todos estos horarios se atribuyen a la Península, Islas Baleares y Canarias, según la CNMC.

Estas horas fluctúan atendiendo a la zona geográfica, de manera que Ceuta y Melilla poseen los mismos tramos de facturación, pero con horario diferente al resto de la geografía española. Los periodos empiezan y acaban una hora más tarde, salvo en el caso de la fase llana en el tramo de 23 a 24 horas.

Por ejemplo, si se pone una lavadora a las 9 de la mañana será más económico que si se realiza en hora punta. Además, se van a considerar periodos valle los sábados, los domingos, el 6 de enero y los días festivos de ámbito nacional, descritos como tales en el calendario oficial del año. Se excluyen tanto los festivos sustituibles así como los que no incorporan fecha fija.

¿Cuál es su finalidad?

El objetivo de los nuevos peajes y cargos de la nueva factura eléctrica es, según la CNMC, incrementar el consumo eficiente de la electricidad y que, como consumidor, dispongas de un papel importante en la descarbonización, permitiendo que el importe de la factura de la luz obedezca “más de cuándo que de cuánto se consume”. Y, sobre todo, que se ahorre desplazando tu consumo hacia las horas valle, y no a las horas punta.

Con este modelo se pretende abrir la puerta al abaratamiento en el recibo de la luz a través de unos patrones de comportamientos eficientes lo que, en consecuencia, permitirá la reducción de inversión en redes.

¿Se requiere alguna actuación como consumidor?

Como consumidor doméstico no tienes que seleccionar peaje ni cargo, sino que tendrás que adaptar tus potencias contratadas y tus patrones de consumo respecto a los nuevos tramos horarios. Por defecto, tu potencia en cada periodo es la que tienes contratada y puedes modificar dos veces las potencias este año.

Asimismo, podrás contratar dos potencias distintas: una respecto a los periodos punta y llano y la otra para el periodo valle. Esta facultad puede ser ejercida de manera favorable aquellos usuarios que dispongan de un coche eléctrico, ya que pueden efectuar una recarga más rápida sin tener que contratar otro punto de suministro.

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz?

Teniendo en cuenta que el consumo en las horas denominadas valle resulta en un 95 % más barato respecto a las horas punta y las horas del tramo valle son más del 50 % de las horas del año, si tu deseo es ahorrar tendrás que poner en práctica nuevos hábitos tales como poner la lavadora o el lavavajillas en los tramos horarios más asequibles, en este caso, de 24 a 8 horas o durante todo el día los fines de semana y festivos.

Otra recomendación para ahorrar en la factura eléctrica es evitar compaginar el uso de los electrodomésticos, evitando la puesta en marcha todos los aparatos a la vez. Así, si eres un consumidor que dispone de alto equipamiento eléctrico y ajustas la potencia contratada en hora punta podrías llegar a ahorrar entre 200 a 300 euros anuales, según los cálculos de la CNMC.

 

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.