Pagos dentro de una aplicación – Juegos y dinero

Pagos dentro de una aplicación – Juegos y dinero

Se nos olvida que hace sólo una década que comenzamos a consumir videojuegos de manera diferente. Hasta hace diez años, acudíamos a las tiendas a comprar los juegos en formato disco o cartucho o descargábamos algunos para nuestros ordenadores. En este segundo caso, siempre hubo juegos gratuitos y juegos de pago, pero la auténtica revolución vino con la era smartphone y sus tiendas de aplicaciones por muy pocos euros. Hoy por hoy, las consolas portátiles casi no se ven, y es que descargar juegos y almacenarlos en nuestros dispositivos es mucho más cómodo.

Revisa siempre los juegos de tus hijos, pueden estar comprando cosas sin tu saberlo

Por supuesto, si bien podemos adquirir muchos juegos de manera gratuita, los que enganchan nos hacen pasar por caja, y el sistema para conseguir que los usuarios se rasquen el bolsillo se ha reinventado con diferentes modalidades. Es interesante que sepamos qué implica cada una de ellas.

Compras in-app

Son las reinas del momento. Al tratarse de micropagos, es más fácil que nos decidamosa desembolsar algo de dinero. A veces conseguimos desbloquear nuevos personajes o escenarios, a veces es incluso la única manera de avanzar en la historia del juego, en ocasiones, lo que ofrecen es una vía rápida a través de mejoras, y si estamos rozando el juego profesional, casi será imperativo. Otras veces lo único que hacen es eliminar la publicidad más intrusiva, siendo el principal motivo de pago, por ejemplo, de los padres para los juegos preescolares. Este sistema lo encontramos en todo tipo de plataformas, y lo que debemos saber es que, si cambiamos de dispositivo, podremos acceder a lo mismo que habíamos pagado restaurando las compras. No caigamos en el error de volver a pagar por algo que ya adquirimos previamente.

RELACIONADO  SEPA - Realizar cobros domiciliados en el Banco

Membresías por plataforma

PlayStation Network o Xbox Live se volvieron casi imprescindibles desde que las consolas de salón de Sony y Microsoft se actualizaron a sus últimas versiones. Si de verdad queremos sacar rendimiento a una PS4, acabaremos suscribiéndonos a PSN, y lo mismo sucede con Xbox. ¿Qué nos ofrece la membresía? Acceso a juegos y opciones exclusivos, ofertas para socios y una jugabilidad en red sin precedentes frente a lo que podemos llegar a hacer con nuestra videoconsola sin estas opciones. Por supuesto, la membresía abarcará todos los dispositivos de la marca, no sólo sus consolas de salón. La parte mala es que, si cancelamos la suscripción, perderemos todo el contenido que habíamos acumulado.

Apuestas y depósitos

Hoy en día tanto jóvenes como adultos se han vuelto muy aficionados tanto a las apuestas deportivas como a los juegos online tipo poker o ruleta como los de 888. Si bien los juegos propiamente dichos permiten jugar con dinero ficticio, simplemente por diversión, también ofrecen la opción de probar con dinero real. Además, ofertan interesantes bonos de bienvenida en los que se multiplica el dinero depositado. Estas promociones son completamente reales, sólo debemos tener en cuenta las condiciones del dinero regalado: o bien será para jugar a un juego concreto, o bien tendremos un tiempo de espera hasta poder retirarlo a nuestra cuenta bancaria, o incluso tendremos que jugar un número mínimo de veces hasta que este saldo se desbloquee. El dinero será nuestro, pero la letra pequeña nos dirá cómo podemos invertirlo.

Pagar el juego completo

Aunque cada vez es más difícil encontrar este tipo de juegos en que desembolsas una cantidad más elevada (hablamos de formatos digitales), sigue existiendo esta opción. Echamos de menos contenido en el que pagues una sola vez y desbloquees todas las funciones de un juego, frente a los micropagos, y a veces, incluso cuando los conseguimos, sacan los famosos packs de expansión o eventos especiales que, si bien no son obligatorios para seguir avanzando en el juego, se nos antojarán irresistibles. Opcional, sí, pero no adquirirlos crea la ilusión de que nuestra versión está obsoleta. Es el mismo modelo que utilizan las webs de citas o las tiendas online de segunda mano: completamente funcionales siendo gratis, pero con ventajas de pago que hacen que veamos la cuenta como incompleta.

RELACIONADO  Mercadona y las cosas más buscadas en Internet

Suscripción a juegos en red

Realmente hay que estar muy, muy enganchado a un juego, y que sea prácticamente el único al que dediquemos tiempo, para que este modelo compense. Sucedió con War of Warcraft entre otros, hace una década, pero siguen existiendo modelos de suscripción a videojuegos de nulo o bajo coste en que el verdadero desembolso es seguir jugando mes a mes. Aún así, hay miles de personas que optan por ello, y es que se crean verdaderas comunidades de jugadores que lo convierten en una filosofía de vida.

Pagar por ver jugar

¿Y qué sucede con aquellos gamers que pasan más tiempo mirando que jugando? También se han convertido en parte del negocio. Así ha proliferado Twitch TV, la gallina de los huevos de oro de Amazon, incluida con su cuota anual a Amazon Premium junto con Amazon Prime Video, competidora directa de Netflix y HBO. Twitch consiguió llevarse a los youtubers de videojuegos y a los profesionales del sector, para emitir en exclusiva algunas competiciones de deportes electrónicos y para que muchos jóvenes consuman contenido relacionado, aparte de beneficiarse de intersantes ofertas. La cuestión es que muchos de ellos pagan Amazon Premium principalmente por Twitch, pero a raíz de ello descubrirán los diferentes servicios que incluye la cuota y acabarán picando para comprar o para elegir Prime Video frente a otras plataformas de video bajo demanda de mayor coste anual.

Esta entrada tiene un comentario

  1. Últimamente se está alzando mucho la voz al respecto de lo que comentáis en el artículo, pero no es nada nuevo ya que como bien comentáis, las membresías son requisito indispensable para conseguir un alto rendimiento en las consolas.

    Juegos como Fifa incluyen “sobres” que se pueden conseguir jugando pero siempre está la opción de pagar dinero real por ellos. Este tipo de compras deberían de estar más controladas y no ya en los más pequeños de la casa sino en todas las personas que jueguen ya que estamos a un solo botón de realizar comprar y tenemos que estar previstos ante gastos no deseados.

    Esto se está convirtiendo en un gran problema de adicción

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar Menú

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración. Más Info

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close