Tipos de congeladores en el mercado

Tipos de congeladores en el mercado

Debido al ritmo de vida actual, el congelador se ha convertido en un electrodoméstico que nos facilita la planificación diaria ya que nos permite espaciar las visitas al mercado, adquirir gran cantidad de productos en oferta para su consumo a largo plazo, cocinar alimentos de una sola vez y congelar raciones para días posteriores. En este post vamos a hablar de los diferentes tipos de congelador que puedes comprar en España.

Por otra parte es bueno recordar que según el IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía), casi el 19% de la electricidad consumida en nuestros hogares se destina a la refrigeración y congelación de los alimentos. Y ahí tienen mucha responsabilidad de este abultado consumo eléctrico tanto los frigoríficos como los congeladores.

Tipos de congeladores

En el mercado existen, básicamente, dos tipos de congeladores: horizontales y verticales.

Congeladores horizontales

Los congeladores horizontales, también llamados “cofres” o arcones congeladores,  venían siendo los más habituales en el uso doméstico los últimos años. Tienen una mayor capacidad de almacenamiento de alimentos, que se distribuye de forma horizontal a lo ancho en vez de a lo alto. Esto, para algunos es más cómodo que un congelador vertical, pero para los detractores, son incómodos de usar . Argumentan que resulta difícil encontrar cada alimento una vez abierto el arcón al no llevar apenas equipamiento de organización interior. Es decir, que la escasez de cestas o rejillas no facilita la ordenación de los alimentos congelados en su interior.

Este congelador horizontal AEG es No Frost y tiene una estupenda clasificación energética A+++. Tiene una capacidad de 223 litros, 1201 mm de ancho y un nivel de ruido de 40 decibelios.

Arcón congelador AEG
Arcón congelador AEG

 

A su favor, los congeladores horizontales tienen mayor rendimiento y eficiencia energética medida por su etiqueta energética. Por ello son perfectos para guardar comida durante períodos más prolongados de tiempo.

En contra tienen que ocupan mucho espacio por su diseño tipo mesa, de poca altura pero con una base bastante ancha. Para su mantenimiento requieren al menos una descongelación al año si no van provistos de sistema No Frost, que nos ahorra el proceso de vaciado y descongelación periódica, limpieza de la escarcha acumulada y vuelta a enchufar.

Los precios de los arcones congeladores horizontales oscilan desde los más básicos en torno a los 200 euros hasta los modelos con todo tipo de novedades tecnológicas (como pantalla LCD,  memoria, etc.) que superan los 2.000 euros.

Congeladores verticales

Los congeladores verticales, tipo armario de cajones, se han venido usando más en el ámbito industrial y comercial, con unas características especiales (como puerta de vidrio) aunque ahora empiezan a verse con más frecuencia en nuestras casas modelos adaptados para uso doméstico.

La apariencia externa y el tamaño de estos congeladores verticales caseros es muy similar a los de un frigorífico, con lo que son más fáciles de acomodar en la cocina que los congeladores horizontales. Es decir, que siempre es más fácil acumular alimentos en vertical que en horizontal, por la menor base y superficie comprometida en nuestro hogar de un congelador vertical.

Por ejemplo, este congelador vertical Beko tiene una clasificación energética A+ (es muy eficiente en su consumo), una capacidad de 214 litros repartida en baldas y compartimentos generosos y una altura total de 1.518 mm. Su nivel de ruido es de 43 dB:

Congelador vertical Beko RFNE270K21W
Congelador vertical Beko RFNE270K21W

 

Los hay con sistema de descongelación manual o automática (No Frost). Como inconveniente, el hecho de que se produce una mayor pérdida de frío al abrir la puerta y extraer los cajones, y en consecuencia se eleva el consumo energético.

Además, los congeladores verticales son más caros que los congeladores horizontales y podemos encontrar modelos en el mercado a partir de los 500 euros hasta superar los 2.000 euros.

Congeladores pequeños

Existen también congeladores pequeños para las casas más pequeñas. Suelen ser de disposición vertical y tamaño mini (por debajo de un metro de altura), por lo que permiten poner cosas (no pesadas) encima. Gracias a sus cajones, facilitan la clasificación y ordenación de los alimentos conservados en ellos, a los que se puede acceder cómodamente.

Este congelador pequeño Liebherr vertical, de disposición verticla tiene una capacidad reducida de 98 litros, 851 mm de alto y un nivel de ruido de 38 decibelios.

Congelador pequeño Liebherr
Congelador pequeño Liebherr

 

A qué cosas prestar atención

Si te vas a comprar un congelador próximamente, te animamos a leer nuestra entrada dedicada a las cosas a las que prestar atención cuando te compras un congelador.

Esta entrada se publicó originalmente el 20 de septiembre de 2009 y ha sido actualizada con fecha 3 de septiembre de 2019.

Consumoteca

Consumoteca es una iniciativa de Juan del Real Martín para hacer tu vida como consumidor o usuario más fácil y ayudarte a elegir bien. En nuestros 4300 contenidos te ofrecemos consejos y experiencias de otros consumidores para que no te pase a ti lo mismo, muy poca publicidad, la suficiente para mantener viva esta Comunidad de consumidores y un lenguaje de la calle, sin enredos ni terminología de expertos profesionales.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar Menú