¿Qué plazo hay para contestar a un requerimiento notarial?

Un requerimiento notarial es una notificación de una persona a otra persona (física o jurídica) por medio de un fedatario público (Notario) con el fin de intimar a la persona requerida para que adopte una determinada conducta.

La persona a quien se hace un requerimiento notarial puede contestar o no hacerlo, según le convenga. No hay obligación de contestar aunque te requiera un notario; si no se contesta, el notario simplemente lo hará constar así.

En caso de contestar al requerimiento
Si se desea contestar al requerimiento, podemos hacerlos cuando deseemos (no hay un plazo establecido, salvo el propio de la notificación que se nos haga), y por el medio que prefiramos, (una carta, un burofax, etc.) si bien, si se quiere contestar en forma fehaciente (para que quede constancia del contenido de la contestación) se puede contestar también a través del conducto notarial.

Y en ese caso, podemos hacerlo:

1) cuando queramos y ante el notario que queramos, pero abonando los honorarios del notario a través del cual contestemos, pudiendo incluso requerir a la persona que nos ha requerido; ó

2)  en el plazo de dos días hábiles, ante el mismo notario que nos ha requerido, supuesto en el que nos ahorraremos los honorarios notariales, que corresponderán a la persona que nos requirió,  aunque si nuestra contestación tiene un contenido que ocupa el doble de lo que ocupa el requerimiento que se nos ha hecho, pagaremos el honorario que corresponda al exceso.

Lo que no podemos hacer es un nuevo requerimiento por medio de la contestación al requerimiento original (aunque sí en otra acta, pagando los honorarios notariales).

Esta materia se regula en el artículo 204 del Reglamento Notarial.


GD Star Rating
loading...
Comparte!