Agente desecante

En materia de Química, un desecante o agente desecante (en inglés disiccant) es una sustancia que se usa para eliminar humedad del aire o de alguna otra sustancia, como combustibles orgánicos.

Desecantes típicos son sustancias que forman sales hidratadas y anhidras. La sal en su forma hidratada se introduce en el recipiente con la sustancia a desecar (por ejemplo el aire), y absorbe la humedad hidratándose.

Los desecantes se usan en los envases de cartón y bolsas de plástico de un montón de artículos de consumo, desde zapatos y zapatillas de deporte hasta aparatos electrónicos, ya que controlan la humedad del envase, evitando el deterioro de los productos envasados.

Algunos desecantes típicos son:

 Gel de sílice

 Cloruro de calcio

 Sodio

El gel de sílice es muy barato y es el desecante más extendido. Algunas sustancias tienen una gran capacidad absorbente y pueden llegar a disolverse en la humedad capturada (higroscópicas).

Según el grado de secado requerido y la duración del efecto se usan uno u otro desecante. Por ejemplo, el cloruro de calcio tiene un poder desecante muy alto pero solo se podría usar en un recipiente hermético. En caso de usarlo en un embalaje de cartón, donde se usa silicagel, se licuaría completamente y perdería la capacidad para absorber más humedad.

Fuente:
Wikipedia (Ver entrada)

GD Star Rating
loading...
Comparte!